Valencia (Central)
Valencia (Central)
Valencia – Gandía
Valencia – Ontinyent
Castellón
Alicante
Murcia - Yecla
Palma de Mallorca
Madrid - Getafe
Almería – Aguadulce
Málaga
Las Palmas de Gran Canaria
Santa Cruz de Tenerife
+34 963 793 768 Lunes - Viernes 09:00 - 18:00 C/ Sierra Aitana 36. Pol. Ind. La LLoma, 46960
+34 963 492 175 Lunes - Viernes 9:00-14:00 / 16:00-20:00 C/ Poeta Llorente, 33, Gandía, 46701
+34 966 357 184 Lunes - Viernes 09:00 - 17:00 Avinguda Daniel Gil, 38, 46870 Ontinyent
+34 964 200 908 Lunes - Viernes 09:00 - 14:00 C/ Ceramista Godofredo 24., 12005
+34 966 357 184 Lunes - Viernes 09:00 - 19:00 C/ Garcia Andreu, 20., 03007
900 907 748 Lunes - Viernes 09:00 - 17:00 Camino Real, 90 30510
971 091 066 Lunes - Viernes 8:30-13:30 / 15:00-18:30 Carrer dels Ocells 7 07011
918 254 563 Lunes - Viernes 08:00 - 18:00 Avda. Salvador Allende 55 28907
+34 950 049 491 Lunes - Viernes 09:00 - 17:00 C/ Bronce 12, 04720
+34 951 334 652 Lunes - Viernes 10:00-14:00 / 16:00-20:00 C/ Nicolás Maquiavelo 6, 29006
+34 928 078 900 Lunes - Viernes 09:00 - 18:30 C/ Albareda, 58., 35008
+34 922 091 090 Lunes - Viernes 10:00 - 18:30 C/ Padre Anchieta, 20, 38005

Principales problemas al gestionar una urbanización

Tomar las riendas de una gestión de urbanización o finca puede llegar a ser una de las tareas mas difíciles y menos agradecidas de todas las profesiones, porque lograr poner de acuerdo a toda una comunidad muchas veces resulta frustrante y un acto heroico en el que la paciencia y el orden son fundamental para tener éxito.

 Los administradores de fincas en una urbanizaciónmuchas veces deben jugar al papel del bueno y el malo, par poder adentrarse en la mente de cada uno de los miembros de esa comunidad y lograr conciliar los discursos o las ideas de tantas personas. A ratos se convierten en consejeros o padres buscando el bien común, pero pocos entienden la función de su papel mediador. 

Gestionar un presupuesto en una urbanización puede también llegar a ser un reto para el administrador de una finca, pues desde el momento del planteamiento del problema que se busca solucionar, habrá más de un miembro que no quiera contribuir o se atrase en un pago de alguna cuota y retrase todo el proceso de una reforma, si fuese el caso. Cobrar y presionar para que terminen de pagar puede resultar hasta incómodo. 

Los administradores de fincas en una urbanización o comunidad  concentran dos poderes fundamentales: como en el gobierno de un país, el ejecutivo que responde a gestionar y administrar; el judicial, pues en sus manos está el que se cumpla las normas de convivencia, el mediar y resolver los conflictos, este último podría llegar a ser el más complejo de todos.  

Transparencia y visibilidad de los procesos  

El estar al frente de una urbanización respondiendo administrativamente supone también el poder lidiar con la reputación y el respeto a la figura de autoridad o guía de la comunidad, puesto que lo que más se cuestiona a un administrador de finca es su transparencia para llevar las cuentas y gastos entorno a un proyecto de reformas o de adquisición de un bien común. Su única arma de defensa ante eso es llevar orden y visibilizar cada paso o decisión tomada.  

 La mejor recomendación para que tanto administradores de fincas como miembros de una comunidad o urbanización sepan cada paso que se da en cuanto a los intereses comunes es establecer medios para comunicarse e ir discutiendo primero individualmente los temas o decisiones que estén por tomar, plantearlas bajo plataformas digitales y con mente fría y fresca luego discutirlas. Que la información y la comunicación fluya por que allí esta el secreto del éxito de una labor administrativa en comunidades tan complejas. 

 

Dejar un comentario

es_ESEspañol
es_ESEspañol